A la hora de idear, de definir nuevos conceptos de packaging, es aconsejable hacerlo comenzando desde la identificación de las necesidades reales del consumidor y de la cadena de valor, para crear conceptos alineados con estas necesidades a nivel funcional, emocional y de posicionamiento de precios. José Antonio Gago.

Antes de adentrarnos en el tema principal me gustaría invitaros a hacer una reflexión sobre el contexto actual de los productos y servicios. En la actualidad, el consumidor ha pasado de ser la parte “receptiva” de lo que las empresas desarrollaban y comercializaban a ser la parte “activa” que solicita a las empresas los productos y servicios que necesita o desea, y el que prescribe a su círculo de influencia en base a las experiencias que esos productos le han creado.

A ello ha contribuido la explosión de las redes sociales, que permiten a las personas comunicarse, contarse y compartir experiencias y, por lo tanto, hablar de las marcas y de sus experiencias al usar sus productos o servicios. Hoy, el consumidor demanda experiencias en lugar de productos, y la experiencia del consumidor hay que entenderla en un sentido amplio de 360º, incluyendo desde el momento de compra, hasta el fin de la vida del producto.

“Estilo de vida digital”
Cuando hablamos de packaging, hablamos de la puerta de entrada de la empresa a la vida del consumidor; es el primer punto de contacto físico entre el consumidor y la empresa; es la forma en la que una empresa presenta y entrega una solución a las necesidades de un consumidor determinado. Por lo tanto, mediante el packaging el consumidor debe comprender y valorar cómo encaja esa solución en su estilo de vida, tanto desde el punto de vista funcional, como desde el emocional: qué le ofrece, qué le resuelve, cómo se lo resuelve, relación calidad/precio, etcétera.

Pero, además, nos encontramos con que, hoy en día, tanto los estilos de vida de los consumidores como los medios productivos se han digitalizado a una gran velocidad, por lo que el contexto actual de packaging es totalmente digital. El Smart Packaging debe ser el punto de entrada del producto en el “estilo de vida digital” del consumidor, convirtiéndose en el principal nexo de interacción entre el CONSUMIDOR, la EMPRESA y el PRODUCTO. Debe facilitar al consumidor información para la comprensión del producto y cómo integrarlo en su estilo de vida, así como monitorizar el estado del producto, mejorando la propuesta de valor de la empresa.

“Design Thinking”
En Eurecat, como centro tecnológico, ayudamos a las empresas a incorporar nuevas tecnologías y a desarrollar proyectos de innovación de forma paralela a los equipos internos, lo cual permite poder experimentar con nuevos conceptos sin saturar los equipos internos e incorporar un punto de vista externo y multidisciplinar.

Podemos ayudar a las empresas que necesiten innovar en su packaging incorporando nanotecnología, materiales activos, membranas activas, sensórica, transmisión y recepción de información, posicionamiento outdoor e indoor, realidad aumentada, electrónica impresa y embebida, etcétera, para conseguir, por ejemplo:

· Control del fabricante sobre el producto.
· Interacción del consumidor con el producto.
· Modificar/adaptar el comportamiento del packaging.
· Mejorar/prolongar la conservación.
· Dosificación inteligente del producto.
· Emitir información sobre estado producto.
· Sensorización-monitorización del estado del producto (caducidad, humedad, oxidación, temperatura…).
· Control bacterias y microbios.
· Interactuar con otros productos.
· Mejorar la seguridad del producto.
· Enfriar/calentar

A la hora de idear, de definir nuevos conceptos de packaging, es aconsejable hacerlo comenzando desde la identificación de las necesidades reales del consumidor y de la cadena de valor, para crear conceptos alineados con estas necesidades a nivel funcional, emocional y de posicionamiento de precios. En Eurecat aconsejamos aplicar la metodología “Design Thinking”, que se basa en observar las necesidades del consumidor y de la cadena de valor para identificar oportunidades de innovación y co-crear nuevos conceptos con ellos mismos, de forma que estén totalmente alineados con sus necesidades, permitiendo visualizar y realizar pruebas de concepto de una forma muy rápida y ágil antes de entrar en costosas fases de desarrollo de productos no alineados con el mercado.

Por último, remarcar que en la creación de nuevos conceptos de packaging se deberán tener cada vez más en cuenta criterios medioambientales y de economía circular, creando packaging optimizado para su función, con materiales de origen bio o reciclado y que permitan su reutilización o reciclado.

José Antonio Gago es Market Manager Product Innovation en Eurecat, Centro Tecnológico de Catalunya (Cerdanyola del Vallés, Barcelona). Resultado de la integración de Ascamm, Barcelona Media, Barcelona Digital, Cetemmsa y CTM, Eurecat se define como proveedor de tecnología innovadora y diferencial para dar respuesta a las necesidades de innovación e impulsar la competitividad tecnológica en el mundo empresarial.

Fuente: www.infopack.es

Looking for something?

Use the form below to search the site:


Still not finding what you're looking for? Drop a comment on a post or contact us so we can take care of it!

Visit our friends!

A few highly recommended friends...

Set your Twitter account name in your settings to use the TwitterBar Section.