Fundada en 1997, esta empresa madrileña de servicios integrales de impresión digital ya tenía una mesa Esko Kongsberg XL 44. Ahora, con la adquisición de una Kongsberg C64, la compañía confirma su apuesta por la capacidad de las soluciones de Esko de atender la demanda de los clientes y de diferenciarse de la competencia.

Master Rótulo cuenta con una plantilla de 23 empleados y unas instalaciones de 1.200 m . La empresa ha ampliado recientemente su capacidad de impresión de rótulos, displays y expositores para el punto de venta. La firma trabaja para una gama amplia de clientes, que van desde las agencias publicitarias hasta los bufetes de arquitectura, pasando por los fabricantes de stands. Además, ofrece un servicio completo que abarca desde la recepción hasta la entrega del pedido.

«Necesitábamos una unidad de corte digital para producir formas irregulares, ya que el mercado lo demanda», apunta Vicente Adán, gerente de Master Rótulo. «Tenemos tres impresoras digitales Rho de Durst, y nos hacía falta una solución flexible y eficaz para nuestros requisitos de acabado.»

Master Rótulo manejó varias opciones antes de lanzarse a invertir. «Analizamos equipos de marcas que habíamos usado anteriormente, pero nos decidimos por Kongsberg por varios motivos», afirma Adán.

«Nos gustaron su velocidad, de 100 metros por minuto, y su capacidad de cortar una gran variedad de soportes, como tejidos, vinilo, cartón, cartón ondulado: materiales rígidos y flexibles. Y la anchura de corte de 3,2 metros se adapta perfectamente al material que imprimimos en las tres máquinas Durst.»

«La mesa Kongsberg también es muy fácil de usar, y el utillaje CorruSpeed nos permite cortar cartón a la máxima velocidad. La presión de 500 N que ejerce el cabezal, única en el mercado, aporta un acabado de calidad excepcional con materiales más pesados, con una broca de 3 kW que permite fresar a la perfección madera, aluminio o plexiglás.»

«Ahora podremos imprimir y cortar volúmenes mayores, con lo que podremos ampliar la capacidad e producción y cumplir nuestros compromisos de entrega», añade. «Con la Kongsberg C64, usamos un alimentador plano y un alimentador de bobinas para terminar los trabajos antes. También podemos dividir la carga de trabajo y las distintas opciones de material entre la XP44 y la C64 para maximizar la productividad.»

La empresa también valora su relación con Esko y la confianza que le inspira la marca. Master Rótulo adquirió su primera mesa Kongsberg XL44 en 2007, y la C64 es su tercera mesa de acabado. «El hecho de que Esko apueste tanto por un servicio de calidad y por la innovación fue importante en nuestra decisión de compra», añade Adán. «Y hemos quedado impresionados con el servicio técnico que prestan. Los técnicos de Esko son profesionales muy cualificados y atentos.»

«Nuestro próximo paso es ver cómo podemos mejorar las tareas de corte y optimizar la planificación y producción», agrega Adán. «Nos gustaría reducir las mermas y los errores, y acortar los tiempos de finalización. Estamos convencidos de que alcanzaremos estos objetivos.»

La Kongsberg C64 es una innovadora mesa de corte digital de 3.210 x 3.200 mm que ofrece el mejor rendimiento posible. Gracias a su barra transversal de compuesto de carbono una característica exclusiva de Esko , la mesa brinda una precisión y una productividad extraordinarias. La Kongsberg C64 viene con una unidad de fresado intensivo y continuo de 3 kW.

 

«Esperamos poder amortizar la mesa tan rápido como lo hicimos con las anteriores Kongsberg», concluye Adán.

Fuente: www.alabrent.com

Looking for something?

Use the form below to search the site:


Still not finding what you're looking for? Drop a comment on a post or contact us so we can take care of it!

Visit our friends!

A few highly recommended friends...

Set your Twitter account name in your settings to use the TwitterBar Section.